8.10.12

Amistad

Ha sido un fin de semana especial por muy diversos motivos. Creo que he encontrado un texto que se ajusta perfectamente a lo que he vivido y a lo que venimos diciendo en las últimas entradas.


"Si quieres saber si dos hombres son amigos, no preguntes si son hermanos, si se han educado juntos, si tuvieron los mismos maestros y preceptores; pregunta tan solo en qué hacen consistir su intimidad. Y si esta intimidad estuviese basada en las cosas que no dependen de nosotros, guárdate mucho de decir que son amigos; no, no lo son, como no son fieles, ni constantes, ni libres. En cambio, si basan su amistad en aquellas cosas que de nosotros dependen y la sostienen y cimentan con opiniones sanas, entonces no te preocupes de si los atan o no los lazos de sangre, de si se conocen desde largo tiempo ni de sus protestas de amistad; porque ¿puede no haber amistad allí donde hay felicidad y comunicación en todo lo bello y honesto?" (Epicteto, Máximas).

No hay comentarios:

Deja tu comentario: